Tres pasos clave para ahorrar correctamente

Ahorro -

Resulta complicado plantearse una acción determinada sin una meta posterior. Aplicado al ahorro esto resulta una verdad sorprendentemente clave, ya que uno de los problemas principales del ahorro de la economía doméstica, además de la falta de planificación, es no tener objetivos claros para ahorrar correctamente.

claves para ahorro

Obviamente cada economía doméstica es diferente, el proceso que lleve a cumplir estos pasos será más o menos lento, y, se podrá hacer con más o menos soltura, pero, sin embargo, la tendencia al ahorro debiera estar presente de manera sistemática en la gestión de nuestras finanzas personales.

Descubre en este post qué es el preahorro y cómo ponerlo en práctica

Vamos a plantear tres pasos que pueden ser tres objetivos con los que marcar nuestro ahorro

Ahorro colchón

Este sería el primer paso. Vendría a cubrir además la primera tarea que siempre debiera cubrir el ahorro: ser capaz de tapar imprevistos sin acudir a financiación externa con coste.

 Una buena manera de plantear este modelo de ahorro es, por ejemplo, calcular lo más exactamente posible los costes mensuales de nuestra economía personal, y marcar como techo de este ahorro colchón cubrir una o dos mensualidades de gastos, de esta manera, tendremos la espalda cubierta ante las pequeñas incidencias económicas cotidianas.

Una buena herramienta para este tipo de ahorro son las cuentas remuneradas, que, además nos permiten liquidez.

En este post te damos claves para saber cuánto debes ahorrar

Ahorro para la jubilación

ahorrarEste sería el segundo paso, aquí debemos calibrar bien las aportaciones o los productos elegidos ya que, se supone, habremos adquirido el hábito del ahorro gracias al anterior paso y seremos capaces de generar todos los meses una cantidad determinada de la cual, al menos al principio, una parte importante debiera destinarse al ahorro para la jubilación.

Partiendo de la base de no tener previamente ningún producto de ahorro jubilación, lo ideal es calcular la distancia en años que nos quedan previos a jubilarnos, y en función de esto valorar tanto el producto como las aportaciones que realizaremos.

En este proceso son productos como los planes de pensiones o seguros de ahorro los más adecuados aunque, recordemos, se trata de productos que no resultan líquidos y penalizar mucho los rescates, por tanto, insistimos, es importante seguir apartando una cantidad determinada para el ahorro líquido.

Ahorrar e invertir

Este podría ser perfectamente nuestro tercer objetivo clave, es el más complejo y a él teóricamente debemos llegar exclusivamente cuando los dos objetivos anteriores se encuentran cumplidos, o en el caso del ahorro para la jubilación, bien encaminados.

google_ad_client = 'ca-pub-7281555672476976';google_ad_slot = '2672799686';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Realmente este modelo de ahorro lo que pretende es abrirnos puertas para obtener mayor rentabilidad, por tanto, no se trata sólo ahorro en el que buscamos la seguridad si la garantía que si buscamos en los anteriores objetivos. Destinar una parte de nuestro ahorro a apostar por, por ejemplo, fondos de inversión o activos de bolsa, es uno de los caminos con los que podemos atacar este objetivo.

Es importante volver a remarcar que el proceso tiene que seguirse de manera ordenada, y, que el dinero destinado a la inversión asume riesgos que debemos tener en cuenta.

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

Los comentarios están cerrados.