Así es como hacer un buen estudio de mercado

Negocios -

A continuación, te presentamos las claves para que puedas hacer un buen estudio de mercado.

Qué es un estudio de mercado y para qué sirve

Un estudio de mercado es un conjunto de investigaciones realizadas con el fin de determinar un comportamiento del mercado ante un producto o servicio en concreto. Para ello se deben analizar aspectos tales como la oferta de ese producto o servicio, así como su demanda y todo lo relativo al precio. Para finalizar con una serie de investigaciones acerca de los canales de distribución más convenientes.

Estas investigaciones tienen como objetivo el poder determinar qué características son las más convenientes en dicho producto o servicio y qué impacto tendrá una vez sea lanzado para su comercialización. También informa de la viabilidad económica de su lanzamiento.

Por tanto se puede considerar un documento anterior al lanzamiento de un producto, o bien anterior a cualquier campaña de cambios en un producto ya existente.

Cómo hacer un buen estudio de mercado

Los estudios de mercado se pueden realizar de múltiples maneras, todo dependiendo del alcance, profundidad y recursos que sean necesarios para llevarlos a cabo. Para exponerlo de un modo sencillo diremos que este documento debe tener unas serie de informaciones básicas. Trataremos el asunto desde el punto de vista de un emprendedor autónomo el cuál debe diseñar un estudio de mercado de los más sencillos:

  • Se debe recopilar información de distintas fuentes. Internet suele ser la fuente más consultada por su rapidez y su bajo coste. Sin embargo existen muchos organismos oficiales y extraoficiales en los cuales se puede recabar información. Lo cierto es que se puede extraer mucha información por un coste razonable en diversas fuentes, pero el objetivo de este primer paso es recabar toda la información posible.
  • Observación directa del funcionamiento del mercado. Hay que realizar un seguimiento directo sobre el día a día de un determinado mercado. Así como establecimientos de los futuros competidores. La cuestión es determinar y medir todo lo que sucede en relación con la oferta y la demanda.
  • Analizar a los clientes mediante entrevistas y encuestas. Se deben diseñar las preguntas y lanzarse a saber qué opinan los potenciales clientes del producto o servicio a ofrecer.
  • Investigar a la competencia y su funcionamiento, ahora se trata de indagar más en la oferta. Una vez vistas las características del día a día del mercado y la opinión de la demanda se debe valorar a las empresas del sector, sus errores y sus aciertos.
  • Definir un perfil de cliente objetivo, también llamado “target“. Hay que determinar un objetivo para lanzar el producto a un tipo de perfil de cliente. Debemos investigar sobre sus gustos, su poder adquisitivo , su cultura, su distribución geográfica, etc.
  • Todo ello debe plasmarse en un documento con una serie de consideraciones y características que debe tener el producto o servicio para satisfacer la demanda de los clientes objetivo y sortear a la competencia.

Qué debe contener un buen estudio de mercado

Los pasos vistos para realizar un estudio de mercado deben quedar plasmados. Dicho documento debe tener unos puntos básicos:

'
  • Datos del mercado: tales como estadísticas de crecimiento, población, áreas de expansión, desarrollo tecnológico, etc.
  • Datos sobre el “target”: datos concretos. Este apartado debe ser minucioso y con un nivel alto de detalle.
  • Datos sobre la competencia: tendencias, tecnología aplicada, errores en los que incurre, ect.

Cómo hacer un estudio de mercado paso a paso

Para realizar un estudio de mercado propio debemos seguir los siguientes pasos:

  1. Establece un objetivo para el estudio. ¿Qué información es la que necesitas?
  2. Identifica las fuentes principales de información que sean más rápidas, precisas o económicas
  3. Define un modelo de entrevista y un cuestionario para lanzar al público
  4. Acota una serie de empresas del sector que puedan ser tus competidores directos. Puedes tomar una empresa de cada región, una de cada tamaño, o cualquier criterio que sea útil.
  5. Redacta toda la información recogida en un documento.
  6. Obtén conclusiones sobre los datos obtenidos y define un “target“.
  7. Investiga al “target” y termina el documento con esta información.

Ejemplos de estudio de mercado

Se pueden realizar multitud de estudios de mercado, cada cual con distinto alcance y profundidad. Aunque las características básicas son las ya vistas:

  • Estudio de mercado sobre las tiendas de moda en textil.
  • Estudio de mercado sobre los hábitos de consumo en navidad.
  • Estudio de mercado sobre los productos de supermercados en una determinada provincia.

Consejos para elaborar un estudio de mercado

El consejo fundamental que se puede ofrecer para realizar un buen estudio de mercado es tener un criterio y fundamento a la hora de investigar. Lo cual quiere decir que deberemos tener una metodología y no dejarnos llevar por el entusiasmo propio que caracteriza a los emprendedores (muchos se enamoran de su idea de negocio y no ven la realidad de una forma objetiva).

Para ello, el primer paso es definir una meta, un objetivo para nuestra investigación de mercado. ¿Qué es lo que pretendemos averiguar? Esta será la pregunta clave. Dependiendo de los objetivos, la metodología posterior puede variar.

Ahora bien, no sólo la metodología es variable, también, dependiendo del objetivo marcado, necesitarás una serie de herramientas para la investigación u otras. Algunas nos proporcionan una serie de datos cuantitativos; otras, cualitativos. Nuestro consejo para elaborar un estudio de mercado es que te hagas con aquellas herramientas que mejor se adapten a tus objetivos.

google_ad_client = 'ca-pub-7281555672476976';google_ad_slot = '2672799686';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Un aspecto importante es determinar cuál será tu público objetivo. Tomar la decisión de qué personas son las que van a formar parte del universo de la investigación es determinante. ¿Será un público general o un público segmentado?

Otra variable a tener presente es si los precios que pretendes imponer son competitivos. La viabilidad del precio es tan importante como la viabilidad del producto a investigar en nuestro estudio de mercado. Para realizar esta acción, tan sólo debes hacerle al consumidor cuatro preguntas básicas:

  • ¿A qué precio le parecería barato al consumidor el producto o servicio?
  • ¿Y a qué precio puede ser tan barato que le parecería una ganga?
  • ¿A qué precio le parecería caro al consumidor nuestro producto o servicio?
  • ¿Y tan caro que no sería capaz de comprarlo?
0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

Los comentarios están cerrados.